Florianópolis

el
-Ansel Adams-
-Florianópolis-

Ella siempre supo que era una menina rara, pero, no se imaginaba cuanto…
Parecía un día cualquiera, un día más; pero era viernes y los viernes siempre cargan con algo más,…a veces, con sorpresas!, Ese viernes, el destino le tenía guardado un boleto para una noche extraña. El boleto incluía una parada en el metro Outremont, una fiesta decadente y un viaje a Florianópolis.
El metro la llevó a Santa Catarina y ahí, mientras nirvana y u2 llenaban el silencio, la noche le regaló nieve, olor a limón y sabores. Sabor a miel, a cerveza, a misterio. De repente sabía a recuerdos, pero era un sabor nuevo, un sabor suave, un sabor a menta.

Y daría, tantas cosas daría sólo porque este mundo no girara tan de prisa. La quita estación
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s